Editorial


ATADO AL MAR


Entre la espuma sucia, bajo los desechos
de los conglomerados,
entre los regalos forzosos del río,
de su veloz crueldad,
entre las fosforecencias crudas,
recién nacidas que otorga la luna,
cara a cara con este pedazo de vastedad
desde el hierro sonoro del muelle número siete,
haciendo ostentación de mi hambre colgada en la caña
/de pescar
veo tu nombre.

El agua es como el olvido, siempre presente,
y los aromas muertos
apenas son agujas tragadas por mi ensimismamiento.
Yo, el hambre y tu rostro,
el mar lento y lo que sobrenada
tal el paisaje.


¿Martes, la medianoche, Octubre?

(Cuando niño quería huir
del mar al mar en un velero blanco.
Pero la orilla no es el mar, la orilla
tiene uñas poderosas, garras que atrapan para siempre
y que te dan miseria, amor (amor!),
un pedazo de tela por qué luchar cubrir los
/huesos,
un escombro de vino, un número de fila
Para esperar todos los días un pétalo de niebla.


En la orilla nace la culpa, se hace sueño la culpa)
¿Martes, la medianoche, Octubre, año final?
de mi desesperación -tan prudente
la pobrecita hasta ahora-?


Tu rostro permanece en mi sueño culpable
derrota las vecindades agudas.
Ven, flor del frío, quédate hasta muy tarde
conmigo,
déjame la ceguera.

 

ROQUE DALTON
1935, San Salvador
, El Salvador.


......................................


Suscripción gratuita


Puede solicitar su suscripción gratuita
al boletín de Fuegos del Sur, enviando
un correo a: fuegosdelsur@gmail.com

con Asunto: Suscripción


Sobre los derechos de autor

Fuegos del Sur se publica en
Internet desde Marzo de 2003

Fuegos del Sur en Facebook

......................................


Jeuroz


LA NOCHE QUE MARCHA
SOBRE LA NOCHE


La noche que marcha sobre la noche
que huye de sí pero marcha, sí que huye de sí, pero marcha
la venia que repite y repite
letargo de algún golpe de mar
sobre los acantilados
de la vista maravillosa
de la renuente mirada
de la dificil diferencia
la que no se puede evitar
los sabores los colores
los cantos la sonrisa
una palabra de amor



He de sentir ahora
profunda emoción
¡oh mi pobre realidad!
desnuda de toda desnudez
me lastima me lastima
me dice
me murmura me dice
me canta me refriega
me enmudece me lacera
me solaza me mata
me comprime me desconoce me desaparece
me mata

Veo la diferencia la sigo
la vértigo
la desespero
me acerco darme un lugar
a quererlo a quererlo a quererlo
a que eso vaya siendo

a quererlo

 


ARROJADO


Cómo resolver mi perdido desencuentro final
si cada vez veo más lejos, mucho menos, mucho menos
me escucho decir
aún

todo parece confabularse nadie se ocupa ni yo

me teledirijo me teledirijo con ese control me teledirijo
así es

y éste me dice que, qué dice?      Qué Dice?


Se abre la puerta de la habitación que no
puedo identificar, no es mi habitación,
puedo ver un dibujo que conservo siempre conmigo
se encuentra arrojado sobre el piso del baño
pero no me animo a entrar

un baño blanco, muy blanco,
húmedo
                         y mi dibujo arrojado allí

recuerdo cuando lo descubrí
como si se tratase de una sensación
en todo mi cuerpo
que recorre todo mi cuerpo

                           lo siento en mi

húmedo húmedo arrojado allí

blanco muy blanco

arrojado

 

JEUROZ
2015



Eleonora D'Alvia

 

INSISTENCIA DEL AMOR
a las Madres y Abuelas de Plaza de Mayo



el amor es una tarta de naranjas
el amor es un pañuelo blanco

amar, conversar
insistir en nombrar
recordar, conversar
seguir, denunciar el horror
con amor inclaudicable
hasta el milagro




TERRÁQUEOS


sobre el rostro del peregrino
veo las huellas de sus pasos
y suenan sus palabras acalladas
en altoparlantes
desde las oficinas del gobierno:

“Las bombas
estallan en los ojos de los viajeros
del subte de las cinco
con las luces de las estaciones.

Oh terráqueos
Miro pasar las olas gigantes
del terror sobre nuestros domingos.”

y hacemos el amor
desesperados




EL CIRCO DE LAS COSAS


Oh almacenes
cardúmenes de ojos opacos
en el circo de las cosas

 

ELEONORA D'ALVIA
Buenos Aires, Argentina



Jorge Carlos Alegret

SÍNTOMAS

primera, segunda y tercera parte

EL ESTILO IMPOSIBLE

Quien piensa lo más hondo,
ama lo más vivo.

Hölderlin


1


En el estado de mercado, la experiencia
como una nostalgia que se torna plástica,
objetos para San La Muerte, unos micromundos
químicos, tan sabrosos que nos vuelven tenues,
ahogándonos en madrugadas ajenas, vestidos
de soriasis, militantes de los energúmenos que gobiernan
las patrias falsificadas, entre objetos que nos desean
buenos y bellos, y el mandato de los superhéroes
contrariados con problemas eréctiles,
que mientras nos aman, además, nos entretienen.


2


Aromas de parafina hirviente.
Los hombres fracturados sostienen
a la panamerican energy. Un flamenco
agónico escribe en el agua
sobre la monstruosidad de lo humano.
En la escenografía del salitral
lo que se espera carece de sombra.
Y todo esto se dice para que regreses
de todo heroísmo,
de toda disciplina
y de todas y cada una de las versiones
del chevrolet 57 negro perdido en el desierto,
que es el material del sueño colectivo.


3


Un sábado a la noche, todas las imágenes
colapsaron. En el derrumbe de sentido
hubo un leve crujir de costillas
escritas con hechizos sexuales,
y una garúa de resina que selló la memoria;
así, fuimos durmientes en una geometría
que nunca acaba de demostrarse,
una forma del espacio donde la recta
es una abominación. La ceguera es el estado
de las cosas: todo se ha vuelto ojo,
y no hay qué mirar.


4


Pienso un borde
navaja
abismo
de vulva humedal
los músculos faciales
de piedra el rostro
estable
la lejanía espejismo
y algún animal
estamos pariendo
borrosos
las pequeñas muertes
tan civilizados
cacareando.


5


La ventisca acumula arena
en tus caderas. En el basural
de los amantes imaginarios
el óxido de las lunas de la caleta
perfuma tus órganos perdidos
entre la chatarra;
reúno fragmentos de tu voz
que se hicieron paisaje.
Los argumentos caen como arcilla
en charquitos de aceite tornasolado,
tengo mis espejitos irisados
para reflejar cláusulas lógicas
y me hago el loco, y no se aprecia
mi trabajo. Padre decía que la constancia
es más fuerte que el destino.


6


Gaviotas en el humo blanco.
El hambre de cielo
nos arroja entre los restos
de monitores, lavarropas,
microondas, un paisaje
que el sol disuelto en lilas
decora con negras siluetas casi humanas.

El mundo se retuerce
y en esa boca
las aves se duermen.
Son plumas sucias de noche
que postulan un criterio de belleza.


7


Decir la nada la dislalia
que te espanta,
decirla en el ojo de una mosca
en la aguada de muerte diamantina
y vibrar allí donde lo que se dice
se aloja, la hendidura
que decir provoca, en la resonancia
nombrarla y dejar que retorne
y dejar que nos encuentre como una bala
en el pecho. Una vez de esta forma
aniquilados dejar que el vino
nos done alguna consistencia,
ser del gato soñando una selva.


8


Diario del elefante (2): escribe su letra envenenada, escribe finales con sexos sangrantes, y se descompone en cristales de mujer y tequila El Mayor, escribe la infancia de vuelos desde un noveno piso y piernas en seda negra, y hay tanto cangrejo en esa letra, que implota y construye un rostro en cal viva, en un carcinoma donde fundar habitaciones y ser en la plenitud de una manía, condenados a invierno perpetuo escribir con cloro y fogatas naranjas mientras el pueblo pasea sus difuntos perdidos sin un líder de masas, amontonados en el muelle contándose historias de sardinas de plata, presagiando el fin de los tiempos compuestos, dejándonos sin fronteras donde migrar los recuerdos, ni imagen ni poder sobre lo que vendrá después del hijo del hombre.


9


Lo dije raro: la dentadura romántica se astilla
en el costillar del viento.

Ahora voy a simplificar:
yo quería ser una curva de oro
en el espasmo de tus siestas.

De otra manera: yo quería enamorarte
mientras me esparcía en el aire
ardiendo medio siglo, más o menos,
pero todo me salía en alemán
y vos te aburrías con otro,
y nada ocurría, como en la otra
fundación,
la que se llevó el alma en pena
de un cura que se comieron
los nacidos y criados.
Ah las simetrías!


10


La extranjería se satura y deposita
un amante en la ducha,
es lo extraño que nunca declina,
lo que en la piel moja la pesadilla,
el piano que transfigura el agua
y diseña un animal en los azulejos
y también pájaros que anidan el sacro,
es una especie de epifanía en la que yo
muere en el no lugar entre dos
acontecimientos, lo que se alucina
entre ser y no ser, una frivolidad
de voluntades buscando someterse.
El extranjero lo sabe, pero yo
lo olvido enseguida.


11


Junio, tiempo suspendido,
los colilargos duermen:
una oquedad que te muerde la boca
y se habla en la grieta del otro.
En cada rotura del aire
el Señor te acaricia el vientre.
En la escarcha hay uñas
de la tía. Estamos perdidos:
no hay regreso del eros cósmico
o de tu sufí autoerótico.
En la periferia esperás
que alguien te regrese letra
por letra, como si vivieras
dentro de otra historia,
como un parásito.


12


La cosa que aparece cae en la telaraña
se mineraliza
se va por la letrina de la vigilia,
en una carta de tarot,
y vos querés negociar pero
hay una pausa tan democrática
que te deja en una estúpida
pose militar.
Mi voz en la callecita
es de 40 watts,
y a veces sueño que esa cosa
permanece constante, orgánica,
que persiste, pero
eso es peor.


13


El modelo de mundo implica un desmoronamiento
y ópticas trizadas, como la ominosa
futilidad de la poesía. Tal vez
sea la falla de lo gregario,
¿o es tan solo basura de amor contrariado?
Un anochecer de treinta años
muda tus ojos de muñeca en éxtasis,
y yo de caucho ajado en la banquina
con mi lenguaje de lagartos entre las camionetas
de turno. Antes era el lento parto del monstruo,
ahora es el sueño, las masas en el paraíso
inalámbrico, entre Malvinas y Angola,
ahora de evita-zombi que te hurga las ingles.
La profecía del modelo prescribe que actúes
el retorno, que derrames el semen
judeocristiano y te quedes seco, en un pensar
de pedregales, con un sabor a sodio y neneo,
el paladar arrasado por la verdad del derrumbe.


14


Las singularidades fabrican montañitas
de botellas en las azules puertas sucias del pub.

Ningún plural coagula en tanto varón desquiciado
con resaca de convento.

He escrito mi odio en nubes de calcio.

Opciones del perro hoy: tragarme el agua turbia
de las cuatro, o asumir mi idiota de un videoclip
de los ochenta.

Lo que esta redundancia produce:
huecos y épicas nacionales.

Es la hora de los vencidos,
de los payasos de la historia.

Nos miramos en este tiempo sin esquinas,
nos sabemos de memoria el argumento
del drama más clásico:
yo no soy el guardián de mi hermano.


JORGE CARLOS ALEGRET

 

Jonh Keats
Londres, Reino Unido, 1795.


LA FERIA DE DAWLISH

Más allá de la colina y de la cañada,
y más allá del arroyo de Dawlish,
donde las vendedoras de bollos de jenjibre
poco venden y sus dulces son pequeñísimos.

La disoluta Betty corría colina abajo,
levantando bastante sus enaguas;
yo le dije: -seré Jack si tú eres Jill.
Así que se sentó en la hierba complaciente.

-¡Alguien se acerca! ¡Alguien se acerca!
Dije yo -es el viento que conversa.
Así sin jaleo, ni vacilación ni ronroneo
ella se echó en la hierba complaciente.

-Alguien, hay alguien, alguien hay ¡allí!
Yo dije: calla la lengua, ¡gitanilla!
Así se calló y se echó regordeta y lozana
y muerta como ebria de Venus.

Oh, ¿quién no correría a la feria de Dawlish?
Oh, ¿quién no se detendría en el prado?
Oh, ¿quién no ajaría las margaritas allí
y haría de helechos salvajes una cama?


Marzo de 1818

 

......................................

 

LAS VÍAS DE LA EMANCIPACIÓN
Conversaciones con ÁLvaro García Linera


"...yo creo que es toda una fuerza social la que obliga a modificar los parámetros de reflexión. Hasta entonces uno hacía sus publicaciones, pero era marginal y quedaba restringido a la lectura de diez o veinte colegas, cuates, pero lo que ocurre en Cochabamba - esa sublevación inesperada, en un momento en que se suponía que teníamos como mínimo diez años más de neoliberalismo, y que eramos el modelo de las reformas estructurales del mundo entero, con un sistema político estable, una economía que supuestamente iba a tener pujanza a largo plazo - abre la opinión pública y rompe el espejo donde el neoliberalismo se miraba narcisísticamente. Cochabamba es como la piedra que derrumba la fachada del modelo; desde entonces se ven sus carencias, sus ausencias, sus límites en términos de ideología, en términos de satisfacción, de consolidación política y cultural. Abril ("la guerra del agua") vuelve a poner en escena la acción colectiva, nuevos discursos y nuevos horizontes, porque hasta ese momento se podía ser crítico, había las marchas de los maestros, las denuncias a las "leyes malditas", pero no existía un norte político. Creo que Cochabamba marca un "hacia dónde", aparece claramente la necesidad de la recuperación de los recursos públicos para la gestión social; eso es un "para dónde", es la primera acción de corte proactivo del movimiento social emergente en Bolivia..."

Álvaro García Linera en el Foro Internacional por la Emancipación y la Igualdad, el jueves 12 de marzo de 2015 en el Teatro Cervantes, Buenos Aires..

 


Ulises Varsovia

 


17. CEMENTERIOS

¿Irás nuevamente, poeta,
al maritimo cementerio
de la ciudad oceánica,
y buscarás, conmovido,
entre las tumbas a tus muertos?

¿Irás de lápida en lápida
leyendo los epitafios,
oliendo la tierra, las flores,
buscando el nombre borroso
de tus borrosos deudos?

¿Llamarás entre los sepulcros,
gritarás los nombres de antaño,
caerás de bruces, gimiendo,
y arañarás la piedra?

¿Volverás a tu cementerio
a honrar la memoria, poeta,
de tus amados muertos?

¿Y dónde yacerá tu cuerpo
cuando la muerte te llame
a su descanso eterno?


25. ESPECTRO

Quienquiera que haya escrito
por mí estas palabras
desde mi persona,
y haya mentido, y haya
dibujado un rictus
sobre mi máscara…

Anónimo fantasma,
espectro de mi mismidad
oculta en el follaje
de mis disfraces,

quienquiera que seas,
o finjas, o te escabullas
entre mis noctámbulos
mudando de disfraz,
burlando a mis sabuesos…

(Cuándo, cuándo, desertor,
cuándo tránsfuga en tránsito
por todas las máscaras,
cuándo todas tus personas
en el mismo punto y lugar
asumiendo sus crímenes,
con tinta roja en el pulgar).


31. TESTIMONIO

¿Qué quedará, Claire,
de nosotros,
cuando el postrer adiós,
cuando la hora final
suene en las campanas?

¿Qué quedará, amor,
de nuestras vidas,
cuando el tiempo imparcial
decrete silencio,
decrete término,

y vuelvan nuestras almas
a seguir vagando
por el azar,
cual briznas de luz
por el universo?

¿Qué quedará, amada,
de nuestra presencia,
más que estas líneas
de indestructible amor,
más que estas palabras?


36. TÚMULO

Así muera, y mi cadáver
sea carroña humana,
sea pasto de los buitres
en la savana, en la sierra,
o camino de no regresar,
en algún punto anónimo
de nunca verla de nuevo,

elevad, camaradas,
un túmulo a mi memoria
en el cruce de los vientos,
y grabad en letras de piedra,

que ahora, por fin, de regreso,
que bajo este montículo
de patrimonio patrio,
no mi cuerpo difunto,
no mis tribales huesos,

pero mi eterno recuerdo,
pero mi memoria eterna,
así muera en tierra extraña,
así Claire viuda del viento.


39. HIGIENE

De repente irrumpir gritando
con todos mis idénticos
en estampida, en desbandada,
en turbamulta vociferante,

y poner en fuga a amanuenses,
a actuarios, a tesoreros,
a pajes y plenipotenciarios,

penetrar sorpresivamente
en las pulcras consejerías
enarbolando blasfemias,
insultos, eructos, improperios,
y mostrarles el trasero
lleno de pelos repugnantes,

y después regresar al monte
con mis idénticos filiales,
y quemar allí los infolios,
las actas, registros, balances,
documentos de la ignominia,
papel ruin civilizatorio.



ULISES VARSOVIA
Parentescos (Selección)

 

......................................

Suscripción gratuita

Puede solicitar su suscripción gratuita
al boletín de Fuegos del Sur, enviando
un correo a: fuegosdelsur@gmail.com

con Asunto: Suscripción


Sobre los derechos de autor

Fuegos del Sur se publica en
Internet desde Marzo de 2003

Fuegos del Sur en Facebook

......................................


......................................


 

 

 


Roque Dalton



ARTE POÉTICA

                                A Raúl Castellanos

 

La angustia existe.

El hombre usa sus antiguos desastres como un espejo

Una hora apenas después del crepúsculo
ese hombre recoge los hirientes residuos de su día
acongojadamente los pone cerca del corazón
y se hunde con un sudor de tísico aún no resignado
en sus profundas habitaciones solitarias.

Ahí tal hombre fuma gravemente
inventaría las desastrosas telarañas del techo
abomina de la frescura de la flor
se exilia de su misma piel asfixiante
mira sus torvos pies
cree que la cama es un sepulcro diario
no tiene un cobre en el bolsillo
tiene hambre
solloza.

Pero los hombres los demás hombres
abren su pecho alegremente al sol
o a los asesinos callejeros
elevan el rostro del pan desde los hombros
como una generosa bandera contra el hambre
se ríen hasta que duele el aire con los niños
llenan de pasos mínimos el vientre de las
       /bienaventuradas
parten las piedras como frutas obstinadas en su
       /solemnidad
cantan desnudos en el cordial vaso del agua
bromean con el mar lo toman jovialmente de los
      /cuernos
construyen en los páramos melodiosos hogares de
      /la luz
se embriagan como Dios anchamente
establecen sus puños contra la desesperanza
sus fuegos vengadores contra el crimen
su amor de interminables raíces
contra la atroz guadaña del odio.

La angustia existe sí.

Como la desesperanza
el crimen o el odio.

¿Para quién deberá ser la voz del poeta?

 

EL BRUJO JUAN CUNJAMA

I

Mi vieja piel
la de culebra
mi piel de pelo pálido
soportando las olas de la lluvia
mi cuchillada riente mis rodillas
solemnes en su decrepitud
a través del andrajo

Mi amado cuerpo puro
que se mantuvo lejos
de la mujer entre las garras del verano
mi pie triunfal mi pata inexpugnable
por las espinas de las rutas remotas

Mi mugre mi orgulloso
desprecio para los días de los hombres
mi brazo y mi bordón como dos viejas
madres de río seco
mis huesos de ceniza y saliva
mis venas apagadas
mi deseperación de dientes amarillos
batiéndome con máscara de risa en retirada final

Mi amor el olvidado
gesto, de adolecente taciturno
mi miedo de varón
mi valentía de varón miedoso
el cansancio que me hace
caminar


II


El diablo y dios la misma cosa
el ala de los muertos
suena en la noche con el mismo miedo

Todo es igual tan sólo fuerzas lentas
dormidas tócale al hombre despertar
para ocupar los hondos secretos de la vida

Yo sé lo que te digo
la química del rezo
negro me basta para honrarte los pasos
la voz diseminada de las hierbas
te mezclo en pomos nunca tocados por el sol
soy el único libre
el único sin amos
bajo mi techo de flores apagadas

Duermo en un ataúd de pino rojo
así no he de morir así será mi muerte
un sueño más un despertar
simplemente aplazado

Contra el gusano blanco
mi carne y su cristal de maravilla
mientras el mero yo con Tlaloc de la mano
caminará en las gotas de la lluvia
sobre los árboles y el mar

 

EL NAHUAL


Triste estoy mis ojos
se extravían sin lágrimas ya
agazapados huyéndole al sol
bajo el mate oscuro

Cuando de niño me llevó al monte el hechicero
para escoger un nahual que protegiera mi paso por el
       / mundo
ningún animal quiso llegar para adoptarme
ni ña chiltota     fruta que vuela
ni la danta       silenciosa sombra de los ríos
ni el pezote
ni la urraca
ni el jabalí

Y ahora he crecido          mi corazón
palpita bajo la piel fuertemente
hora siento que es ya de tener hijos -cogollos de la
        /carne-
mi miel apetece con fiebre temblorosa los cauces de la
        /mujer
Por ello he venido aquí a esta soledad
y he agotado mis músculos saltando
furiosamente corriendo como un loco
invocando entre resoplidos el sueño

No querría por nahual al cantil o al lagarto
a la lenta tortuga sagrada o clase alguna de culebra

Bello soy y nobles conservo para los dioses
el rostro y el corazón

 

MIRADOR


Ese es un horizonte que hace decir:
"Yo porto la soberbia
las rojas plumas del orgullo
robadas en el nido mismo del fuego"

Que hace decir:

"Soy grande y hermoso
y satisfecho de lo que puedo hacer
como el más pobre
como el peor de los hombres."

Que hace decir:

"A nada temo sino a la cobardía
nada me hace llorar sino el amor"

                                       Cerca de Cuernavaca

 

EN LA LENGUA DEL SUEÑO


Yo hablé contigo en la lengua del sueño
oh lengua azul oh llama prisionera
en la saliva del difunto incansable

Mi corazón sentado en la leyenda
sin saber si morirse o elevar su alborozo
como el gallo ante el diario cuchillo del sol
duro animal de huesos largos me confieso
nunca más aterrado que al nacer
tú salvación de mis pasos perdidos
tú patria del rito sin más muertos que el odio
colmillos de aquel rito entre las hojas
guardadas de la sequía del veneno
y de los ríos que nunca tocó el sol
fiel animalería rescatando
tu cuerpo del aroma y la humedad

La sed asfixia tanto como el agua
mi Río de los Pumas como el huracán
como la escarcha los anzuelos
del fuego lento infiernillo
de tu historia molida
amor amor terrestre
en la lengua del sueño hablé contigo

 

PARA CUANDO LA MUERTE


                       (Df México, 1962)

Para cuando la muerte con sus pájaros
de espuma negra brote de mi piel
para cuando mis huesos interroguen
al aire por sus jugos y mareas
y del ojo caído las raíces
eleven sus rituales desolados
para cuando ya sea el substituido
por los caminos el único que falta
para cerrar la cuenta de los pasos del día
mis palabras ahogadas seguirán animando
en tu cuerpo de plata de cosecha madura

Al olvido tenaces dimos muerte completa
viajeros de la misma religión amorosa

 


ROQUE DALTON
1935, San Salvador, El Salvador.



"por el camino del álamo y el cielo"
collage Jeuroz 2015


Entrevista realizada por Rolando Revagliatti a Rodolfo Alonso

 

Sos el primer hijo de inmigrantes gallegos nacido en nuestro país. Y en una oportunidad declaraste: “Ni mi infancia ni mi adolescencia fueron agradables, sino más bien lo contrario.” En varias ocasiones hiciste referencia a tu timidez. ¿Te retrotraerías para nosotros y nos describirías el clima familiar y su composición y cómo te defendiste de los factores agobiantes y el clima social de aquella época?

RA – Toda memoria es precisa e injusta, a la vez. ¿Recordamos o somos recordados, acaso, por ese mismo recordar? Como hijo mayor de inmigrantes gallegos, ambos de linaje campesino, a mí me tocó enfrentar solo, por mi cuenta, sin apoyo de nadie, a la inmensa Babel que era entonces Buenos Aires. La fui descubriendo a tropezones, y la recuerdo por fragmentos. El asombro de la primera lluvia, del primer granizo, el asombro de los primeros libros (descubiertos en librerías de lance), el primer Arlt, el primer Vallejo, ¡el primer Macedonio! Y el tango, el tranvía, la radio, el cine. Y el lenguaje popular, coloquial. Y los matices extranjeros. ¡La canción! Sólo mucho después percibí que mi infancia fue bilingüe, lo que trae consecuencias. Y a la vez como dos infancias simultáneas: la metrópoli que me tocaba descubrir, y la memoria de la aldea de montaña y la pequeña ciudad junto al mar de que aún hablaban entonces mis padres.

entrevista completa




SOBRE EL HUECO DEL DÍA
técnica mixta - Jeuroz 2014

 

Rolando Revagliatti


Quiero márgenes
audio



"PEPI, LUCI, BOM Y OTRAS CHICAS DEL
MONTÓN"

 
 
Soy tan como una
de ustedes la que más
amerita fugas de otros filmes
éste donde
no consto pero hállenme
sólo con sus bocas en derechura
hacia mis pezones.

 



"WAITING FOR THE MOON"
 
 
Creo que yo también estoy hecha una roca
creo que yo también, a mi modo, me muestro bastante
        [obstinada
creo que yo tampoco viviré mucho
 
Las dos llegamos hasta aquí
 
Soy además
-todos lo dicen-
una santa.

 

 

"SCENT OF A WOMAN"
                                                     "Para ahogar penas que tengo,
                                                                       que me matan y que no se van..."

                                                                                           Juan Andrés Caruso

Son necesarias hembras que ahoguen
las hondas penas que tengo
 
Las hondas penas por las que rabio
(las que me minan
las que me matan
pues no se van)
 
¿Ciego y vivo?..
.

 

 

LUGAR, LUGARES

La furia y el pesar
se me incrustan
donde
 
a cualquier humanoide
la furia y el pesar
se le incrustan.


FUEGOS EXCLUSIVOS
 
Fuegos exclusivos 
los de mis ojos 
atravesados por la oscuridad 

Mi 
oscuridad 
exclusiva. 

 

ROLANDO REVAGLIATTI
1945, Buenos Aires, Argentina.

http://revagliatti.com.ar/



SEXUALIDAD Y POLÍTICA I

por Eleonora D'Alvia y Juan Eugenio Rodríguez


“Disculpe, me disculpe,
no gusto de sus afirmaciones absolutas,
su zoncera, mejor dicho su eso de
a esta altura del mundo
venir a ofrecerme un paraíso.”

Jorge Leonidas Escudero
(fragmento)

 

NO HAY GOCE PLENO



La cuestión paradójica del goce concierne tanto a la política como a la sexualidad. El goce podríamos definirlo como el usufructo real del objeto. El psicoanálisis descubre que por efecto de la palabra se pierde el objeto “natural”, el objeto adecuado. Se produce una pérdida del objeto de la satisfacción. Esto tiene como consecuencia que no hay goce pleno. Nos encontramos entonces con el plus de goce. Se produce una pérdida de goce que tiene el efecto de producir un plus, algo más.
Esta dimensión paradojal del plus-de-goce juega tanto en el plano subjetivo de la sexualidad como en el del malestar en la cultura.
Que no hay goce pleno implica aceptar lo imposible como fundante de la cultura. Ese imposible se inscribe como una renuncia de goce acordada que tiene como efecto el malestar en la cultura, fundamento del lazo social en la ley de prohibición del incesto. La inscripción de un imposible da lugar por un lado a la emergencia del tercero y por otro al síntoma. El síntoma deriva de aspiraciones sexuales directas reprimidas, pero activas. El síntoma introduce la cuestión de la historicidad en los dos tiempos de la formación del síntoma. La renuncia al goce pleno no es la decisión de una voluntad autónoma propia del individualismo contemporáneo, sino producto de un discurso que involucra a la enunciación como acto.


artículo Completo >>


SEXUALIDAD Y
POLÍTICA II
por Eleonora D'Alvia y Juan Eugenio Rodríguez

 

FENÓMENO DE MASA Y LAZO SOCIAL


La sexualidad está vinculada a un agujero en el significante, escapa al sentido, el significante no puede alcanzarla, como aquello que se escurre más no se derrama. Este concepto de sexualidad es solidario de el de sujeto. Sujeto y política también es un título apropiado para este escrito.
¿Qué relación existe entre el padecimiento del sujeto y la cultura en la cual vive? Hay una cuestión problemática entre sujeto y cultura, definir acabadamente desde la cultura al sujeto es imposible, por otro lado, el sujeto no puede dar cuenta de la cultura porque es un efecto de ella. Aquí se expresa un conflicto del cual el sujeto depende.
El capitalismo procura una resolución del problema y propone una cosmovisión que unifique las diferencias y elimine el conflicto, que elimine el síntoma.
La homogenización del saber que prevalece en nuestras sociedades trae consecuencias nefastas para el sujeto al no dejar lugar para las diferencias. Esa homogenización, esa consistencia de saber, se pone de manifiesto en el malestar hecho cultura o en la cultura de la neurosis actuales.

“Así recibimos la impresión de un estado en que la moción afectiva del individuo y su acto intelectual personal son demasiado débiles para hacerse valer por sí solos, viéndose obligados a aguardar su potenciación por la repetición uniforme de parte de los otros. Esto nos trae a la memoria cuántos fenómenos de dependencia de esta índole forman parte de la constitución normal de la sociedad humana, cuán poca originalidad y valentía personal hallamos en ella, cuán dominados están los individuos por aquellas actitudes de un alma de las masas que se presentan como propiedades de la raza, prejuicios del estamento, opinión pública, etc.” (“Psicología de las masas” S. Freud 1921).

artículo Completo >>

 

Thomas Piketty

EL CAPITAL EN EL SIGLO XXI


"¿Cuáles son los principales resultados a los que me llevaron estas fuentes históricas inéditas? La primera conclusión es que hay que desconfiar de todo determinismo económico en este asunto: la historia de la distribución de la riqueza es siempre profundamente política y no podrá resumirse en mecanismos puramente económicos. En particular, la reducción de las desigualdades observada en los países desarrollados entre las décadas de 1900-1910 y 1950-1960 es ante todo producto
de las guerras y de las políticas públicas instrumentadas
después de esos choques. Del mismo modo, el incremento
de las desigualdades desde la década de 1970-1980 obedece mucho a los cambios políticos de los últimos decenios, sobre todo en materia fiscal y financiera. La historia de las desigualdades depende de las representaciones que se hacen
los actores económicos, políticos y sociales, de lo que es justo
y de lo que no es, de las relaciones de fuerza entre esos actores y de las elecciones colectivas que resultan de ello; es el
producto conjunto de todos los actores interesados.
La segunda conclusión, que constituye el quid de este libro,
es que la dinámica de la distribución de la riqueza pone en juego poderosos mecanismos que empuja alternativamente en el sentido de la convergencia y de la divergencia, y que no existe ningún proceso natural y espontáneo que permita evitar que las tendencias desestabilizadoras y no igualitarias prevalezcan permanentemente."

Thomas Piketty de su libro “El capital en el siglo XXI” Fondo
de Cultura Económica 1era. edición en español 2014.

 


Thomas Piketty en la presentación de su libro
"El capital en el siglo XXI" en Buenos Aires,
16 de enero de 2015.

 

¿Qué significa pensar críticamente?
por Luis Langelotti
lic.langelotti@gmail.com


INTRODUCCIÓN

“El acto de pensar no es otra cosa que la sustitución del deseo alucinatorio. Resulta, pues, perfectamente lógico que el sueño sea una realización de deseos, dado que sólo un deseo puede incitar al trabajo a nuestro aparato anímico.”
(Sigmund Freud, 1900)


¿Qué significa pensar críticamente? Desde hace cierto tiempo vengo haciéndome esta particular pregunta, creyendo que puede existir otro uso para el pensamiento, no necesariamente renegatorio de lo real (tal como lo es el pensamiento obsesivo: calculador, controlador, centralizador, narcisista… fálico). Parto de una conjetura - quizá demasiado prematura –, la cual es pasible de definirse como una verdadera sospecha:


Pensar críticamente implica tomar una posición, tomar la palabra, introducir una diferencia entre la mismidad y la reiteración acrítica de fórmulas consolidadas.


“Mismidad” y “reiteración acrítica” en la que cada cual cae, necesariamente, como paso lógico por donde pasar para que sea posible que pasen cosas. Quizá esta definición que acabo de esbozar resulte evidente o demasiado simple para algunos. Empero, para mí no constituye por cierto ninguna “obviedad” (y tengo la esperanza de que para muchos otros tampoco).
Recuerdo lo que decía Lacan sobre este acontecimiento subjetivo:

“Es lo más arduo que puede proponérsele a un hombre, y a lo que su ser en el mundo no lo enfrenta tan a menudo: es lo que se llama tomar la palabra, quiero decir la suya, justo lo contrario a decirle si, si, si a la del vecino.” 1

 

artículo completo >>

 

Jorge Alemán


"La emancipación no tiene reglas, la emancipación no está garantizada. La emancipación es una apuesta, la emancipación no es necesaria. La emancipación es una contingencia que puede o no suceder. La emancipación no es un proyecto que esté fundamentado de antemano." (fragmento de su exposición en el Foro)


Jorge Alemán en el Foro Internacional por la Emancipación y la Igualdad, el viernes 13 de marzo de 2015 en el Teatro Cervantes, Buenos Aires.

 


Inmovilizar la vida
por Juan Eugenio Rodríguez

El Destino y el fantasma
por Juan Eugenio Rodríguez

Producción de subjetividad y salud mental
por Juan Eugenio Rodríguez

El amor sensual
por Juan Eugenio Rodríguez

Algunas cuestiones acerca del amor
por Eleonora D´Alvia

Malestar en la ciudadania
por Luis Langelotti

Cómo hablaba Picasso de lo que hacía
por Néstor Bolomo



......................................

 

números anteriores
Fuegos del Sur, psicoanálisis en movimiento es una revista en internet que se publica desde marzo de 2003 y se actualiza todos los meses. La exhibición de tres actualizaciones, la de diciembre, noviembre y octubre se mantendrá de manera temporal.

 

Diciembre 2014


 


Noviembre 2014


 


Octubre 2014

SEMINARIO ANUAL DE POESÍA Y PSICOANÁLISIS 2015
PSICOANÁLISIS Y POLÍTICA DEL SÍNTOMA


CORIOLANO Y LA ARREBATADORA
IGNOMINIA DE LA HOMMELLE

por Eleonora D'Alvia

Este trabajo se propone pensar la vinculación entre la autoridad y el saber. Desde esa intersección propongo pensar lo más propio del padecimiento subjetivo y sociocultural contemporáneo. Si Lacan propone psicoanálisis al sujeto de la ciencia, es porque el intento de sostener un saber consistente a través del discurso universitario produce un padecimiento subjetivo, una mortificación.
Me valdré como material clínico de la obra Coriolano de Shakespeare y también de los aportes de lectura que realiza la versión cinematográfica Coriolanus, de 2011, película inglesa dirigida y protagonizada por Ralph Fiennes. Esta obra trata en primer lugar de la tragedia del sujeto Coriolano que voy a presentar articulada con otra tragedia de Shakespeare, Hamlet. Sintéticamente podríamos decir que en ambas obras se trata de la tragedia del deseo.
A través del poeta, Shakespeare, me propongo investigar y poner en cuestión la relación entre el patriarcado y la madre. Si ponemos en cuestión el patriarcado, es para ir hacia un matriarcado?
¿Qué significa políticamente el complejo de Edipo, tal como lo sitúa Freud? ¿Qué aportes hace Lacan, en su elaboración conceptual de la producción de los postfreudianos acerca de la madre y qué aportes nuevos hace sobre las mujeres? ¿Qué lugar juega en todo esto el problema de la castración?

articulo completo>>

 

 


Virginia Ayllón



BÚSQUEDAS


Amo el candor de las muchachas
su arrogancia de vestido al aire
su soberbia de arrasar con todo

(Desvergonzadas
atacan también la palabra)

Amo el ocaso
de la mujeres
porque calladas
celebran el venerado silencio

 

 

El silencio no es ausencia de palabra, es
palabra concentrada. Más, no todo silencio
concentra palabra. Cabe recalcar la
diferencia entre el silencio del Altiplano,
cargado de palabra y el silencio de ese día
en que me quedé sin nada que decir y desde
entonces busco, muda ciega, el sendero
de la palabra.

 

LAS DISCAPACIDADES

Miedo

Miedo era femenino y grueso, de falda corta
y piernas gordas. Con sombrero de flores
secas me persiguió a lugar de la memoria
visitara. Miedo disfrutaba el juego del
zigzag
entre los árboles del bosque de mis
recuerdos. La sonora carcajada de Miedo
me acosaba doquier: ¡pegajosa y pringosa,
imposible alejarla!

En una de mis incursiones a la Casa de las
Remembranzas pude tocar a Miedo; dormía
plácidamente en mi regazo; a veces relamía
sus sueños que eran también su memoria.
¿Qué recordaba Miedo?

 

VIRGINIA AYLLÓN
1958, La Paz, Bolivia.


Ticio Escobar


LA CUESTIÓN DE LO ARTÍSTICO

Simplificando al extremo un problema complicado, cabe aquí recuperar la vieja distinción entre el nivel estético y el nivel poético, o propiamente artístico: el primero se refiere al momento perceptivo y sensible, es la maniobra formal que recae sobre el objeto; el segundo, a la irrupción de la verdad que convoca esa maniobra. Así, lo estético involucra el ámbito de lo bello, la búsqueda de la armonía formal y la síntesis de lo múltiple en un conjunto ordenado, mientras que lo artístico se abre a la posibilidad de intensificar la experiencia de lo real, movilizar el sentido. La práctica del arte supone, así, un trabajo de revelación: debe ser capaz de provocar una situación de extrañamiento, para develar significados y promover miradas nuevas sobre la realidad.


TICIO ESCOBAR
(Asunción, Paraguay, 1947)


......................................

 


Suscripción gratuita


Puede solicitar su suscripción gratuita
al boletín de Fuegos del Sur, enviando
un correo a: fuegosdelsur@gmail.com

con Asunto: Suscripción


Sobre los derechos de autor

Fuegos del Sur se publica en
Internet desde Marzo de 2003


Fuegos del Sur en Facebook


......................................


Entretejidos
Jeuroz - 2015

 

Fernando Lynch



SENTIDO-UNO O ELOGIO DE LA VIRULENCIA

 

Debe ser el tercer o cuarto día que estoy tratando de equivocar el sentido-uno que busca imponerse. Esa marea de la que tanto hablo. Pululan olas que van siempre en la misma dirección, como una suerte de jauría de caninos aburridos que, temerosos, no obstante imponen una obediencia pedante y terca.

¡Cuán deseoso de garantías que te veo, hombre! En ciertos momentos de la vida, lo único que vale es destrozar el sentido común, pasarlo por arriba. Y que se caguen todos en su absolutamente inerte punto de vista.

                                            Buenos Aires, 9 de Abril de 2015

 

LA SERPIENTE ESTÁ LOCA



1


Ceremonial de despilfarros
Que se acogota de estiércol
Soberano

El miligramo de supernova
Galáctica avaricia del desierto
Prestidigita carnavales
De meditación sin riesgo

Y siguen: son las tropas del sometimiento
En banda
Hay que salir y salir

Soberano núcleo de fertilidad somera
Fuente de todos los deleites
Que se imbrican y confunden espasmódicamente

Y, entonces, nos abrazamos locos
Y pretendemos perpetuarnos
En un placer hermoso
De domingo a media tarde


2

Plaza miseria
Puerto manguero
Plaza rancia
Y la Reserva eco-trágica (o innatural)

Epidemias de un formol
Que baja desde el Uritorco hasta
El Monte Chas

En la Bahía blancuzca
El ruido del motor
Acompaña el chocar de las olas solitarias

Un raído escozor
Es agua, sal y vientre
De praderas y cencerros

Ni todo el múltiple sentido puede
Hacer una luna de un cantar de primavera

Y llegarán mil o dos mil calderas con sensacionales
Melones
Para tomar licores, para nadar en yerbas
(Si un puma se aproxima, él huirá)


3

La serpiente está loca
de transportar
Pedazos de un asado mediocre
que quedó de ayer

Tuvo que elegir entre dos mitades
Y prefirió caminar por el río azul
Recordando que la vida también es
Música, foto, cine

No sólo tristeza propone el día
También juego
Ternura, pasión,
Electro-pasión y zamba

La serpiente está loca
Y no puede parar
(...)

 

                                             Buenos Aires. Mayo/Junio 2015 

FERNANDO LYNCH
Buenos Aires, Argentina

 


Stella Maris Juri



         cuervos de la noche
         ciñen mi morada de antropófaga

         saldré como loba en celo
         mutilando sueños encarcelados

         volaré con manos ensangrentadas
         robando voces al silencio


         sacudiré en una alfombra de espuma
         un suave color aterciopelado

y me iré cantando la noche

susurrando un acantilado amanecer
                                                    iluminado
                                                       por
                                                   cadáveres

 

STELLA MARIS JURI
Buenos Aires, Argentina




Mainak Adak



MENDIGO



He venido al foro como un mendigo
Mi maquillaje es tan maravilloso como mi acción -----
Los espectadores están fascinados
Estoy en deuda con los mendigos.

El rey delincuente, el novio confundido, el profesor despistado
O el pecaminoso completo -----
He actuado en esos roles
Pero son triviales a mi acción de mendigo.

Reino como un mendigo del inicio
hasta el fin en este foro iluminado
Se acaba el drama; los espectadores fascinados
salen; los asientos se vuelven vacios. Como pasa cada día.

Los otros actores se van de la sala de espera.
Me quedo sólo por unos momentos------
Porqué dejo este maquillaje del mendigo tan rápido?
Vivan los mendigos !

No sé si es la medianoche!
Segun el orden del ministerio, la fuente
chapotea la luz de la izquierda;
Se quedan sofocados los vehículos a la derecha
segun la orden de la policía;
Y segun mi orden, vuelvo caminando
con maquillaje de mendigo
desde la sala de espera hacia mi casa
como un rey.




LA PARED


Los que van a alta mar visionan imágenes increíbles de lo profundo.
Desde la distancia he visto el misterioso mar
Pero no pude observar esos escenarios inolvidables.
Estoy rodeado de paredes y fronteras.

La montaña nunca se mueve de donde nació. ¿Se va el mar?
No lo sé, pero mi entorno está lleno de paredes.
Ellas se pueblan de luz y oscuridad:
La oscuridad en la luz y la luz en la oscuridad,
Y allí existe la oración como incienso aromático.

Muchos de mis compañeros han ido a la clandestinidad,
Pero nadie ha vuelto. He visto las nubes
Volviéndose más pequeñas y yendo del cielo al vacio.

Las paredes están rodeadas por fragancias de canela y áloe,
Mientras toda la noche se queda el rocío sobre mis ramas.
No he andado por el mar,
He venido caminando por el agua de un estanque humilde.
No hay ninguna huella mía.

La última sombra se queda en mis parpados,
Pero sólo hay paredes en las fronteras de mi existencia.

Ahora mi oración se vuelve más pura.


MAINAK ADAK

Calcuta, India

 


EL RECHAZO DE LO FEMENINO. ROZITCHNER CON LACAN.


(...)

La lógica fálica y lo femenino

La lógica fálica es la que demuestra que la sexualidad humana está sobredeterminada por el significante, aunque éste no pueda abarcarla totalmente. El anclaje del sujeto en lo simbólico incluye pasar por el universal: “todos tienen”. En función de sostener esta afirmación universal surgen las teorías sexuales infantiles. No es que el psicoanálisis coloque del lado de las mujeres una negatividad “no tienen”, es la cultura la que lo formula así. El psicoanálisis descubre en la subestimación a las mujeres las trazas del predominio de la lógica fálica. Más adelante citaré ejemplos de ello en diversas producciones culturales. La teoría fálica aplica la lógica del significante al enigma de la sexualidad. Freud lo sostiene claramente: el mayor esfuerzo está puesto en sostener el universal y este empeño está vinculado con sostener la existencia del falo de la madre. La salida de esta encrucijada vinculada al reconocimiento de que la madre no tiene, implica dos posiciones lógicas, una femenina y otra masculina. Para quien se anota del lado femenino, no toda ella está en la función fálica. Hay en juego, en lo femenino, un goce suplementario al goce fálico. La posición erótica femenina se encuentra más allá de la lógica fálica. Más vinculada a lo imposible de ser dicho.


(...)

artículo completo >>


ELEONORA D'ALVIA
Del libro "Figuraciones de la comunidad. El ojo, la carne y la palabra"

 


Pamela S. Terlizzi Prina

 

EL PERDÓN


Todo profanado
fuego y plaga
laten en la espesura del llanto

Ningún poder sacrosanto se apiadó de nuestras faltas
de mi silencio grasiento
de la música opaca
de los bordes del cuerpo (lleno de atajos)
olvidado de fórmulas y confites

Todo (casi todo)
sabe a la ceniza bajo mis uñas
Es que pasó el fuego y la plaga
y ahora enturbia tu gesto y el mio

La rutina es un exódo lejos del rumbo elegido
lo supe en una bocanada
un minuto antes del sexo

Después cerraste tan fuerte los ojos
que me creció un abismo
y un pajarraco burlón

Uno que grazna en el idioma del despojo
de la ciencia y el delito

 

MUJER

Poeta la hiedra
la horadación lerda firme

Poeta un ala
una magia cualquiera

Poeta mujer bruja
que puede
pelear el hambre de lengua y ganas
volver cuerpo el cuchillo hondo
florecer la música aprendida

Poeta virgen
magdalena
letra palabra canción
poeta panza terráquea
delicada húmeda perversión
poesía en carne lienzo o leche
poesía
o sea infinitamente mujer

 

PAMELA S. TERLIZZI PRINA
1980, Buenos Aires, Argentina

......................................


Suscripción gratuita


Puede solicitar su suscripción gratuita
al boletín de Fuegos del Sur, enviando
un correo a: fuegosdelsur@gmail.com

con Asunto: Suscripción


Sobre los derechos de autor

Fuegos del Sur se publica en
Internet desde Marzo de 2003

Fuegos del Sur en Facebook

......................................




para bajar el libro ingresar aquí



Gladys Cepeda

 


HOMBRE DE ALDEAS UTERINAS


Demencia
el camino más alto y más desierto

Jacobo Fijman

El cuerpo gris y maloliente,
cae sobre la rutina
en la melancolia
es otoño
y sus ojos velados
ven miles de vírgenes con sus vestidos
de aire
miles de voltios
sus manos enredadas
donde los poemas aun nonatos
se deslizan para caer en los abismos
entre las paredes blancas de los hospicios
ayer ha visto como las aspas de la inocencia
le han abierto
las puertas de los molinos rojos
anoche ha partido
y apenas la sabana que lo cubre
ha podido escuchar su plegaria
en sus pies lleva la identificación
de soledades y un canto de cisne negro

 

MUJER CONTINENTE


habitada en sus fronteras
milenarias
conoce secretos de dioses antiguos
teje misterios
bajo sus vestidos los desvelos
se funde su propia genealogía
como signos emergentes
de sus cabellos nacen pájaros
de vuelos inalcanzables
sus pupiilas crecen en hoirizontes
y explotan simbolos únicos
de sus pechos florecen estaciones
mujeres que paren a sus madres
cuando repiten
las mismas fábulas
y que acunan a sus hijos sobre plenilunios
apesar de su mudez
bajo tierra
mujeres de los 5 elementos
que llevan semillas en su corazón
de plantas mágicas
y reunen sueños encendidos
donde la sensatez posee la llave
del frenesi
mejeres del destierro y de la tierra
que navegan hacia el sol
que se encienden hacia la evocación



MARDELETRAS


Pliegos
Oscuros
En la epidermis
Senderos
Infidencias del ser
Ausencias

 

EL CORAZÓN EN SU JAULA DORADA


Hoy el cuarto posee
la impaciencia de los abrazos
y una fragancia donde las bocas siguen
su propio ritmo de latido cardíaco
un reloj sobre el espejo
deja exhalar una melodía monocorde
Afrodita con dedos infinitos
ha rozado sus cuerpos hasta agotarlos
El olvido su sombra persistente
entre las paredes y ha partido
dejando rosas de vidrio
como un presente desde la permanencia
Ella siente que en su respiración entrecortada
ha nacido el frio de agosto
mientras una pierna cae en la noche
fagocitada por el lecho
la sabana aun repta con el perfume
de lo prohibido
afuera una llovizna impregnada
de pasos desconocidos
que transitan las miserias
sobre este lunes distinto
siente como la soledad
le tiende una mano hacia el vacío
pero deja entrar a la vida por la puerta
para que la meza con una canción de cuna



GLADYS CEPEDA
Buenos Aires, Argentina

 

 

Ana Romano


SEDIMENTO

Vacía
y en el centro
Salpico
Circula
la ira
en el hueco
Asombro
entre llagas
Giro
a la pena

Flota.



COROLARIO

Recuerdos
y su tráfico
tóxico
en la mente
y esto
en aguas bizarras

Bosteza
y cierra la mochila
¿Decidido?
salta
a ese vacío.


EMBRUJO

Desliza los dedos
hambriento
Acaricia
sinuoso
lo vulnerable
El abrazo
sorprende
Y es la entrega
la que
se precipita
La guitarra
suena.

 

ANA ROMANO
1944, Córdoba, Argentina.
de su libro "Expiación del antifaz"


Víctor Hugo Ibañez

 



MUTISMO


Pero… ¡Si estoy callado como un muerto!
Sabor amargo que se aprieta en la garganta
siniestro como un barco fantasma encallado en la carne
y un callo abrazador que recubre maternal la simiente.
Callo, callito, callado.
Mitiga el dolor que me duele
suavizando mi caída con mentirosos sacos de plumas
y de costras enraizadas en el tiempo.
-Vocecillas preciosas, susurros diminutos
que me llaman sin pronunciar mi nombre.
Sirenas que encantan mis oídos
tan dulces inadvertidas envolventes.
¡No debo! ¡No quiero! ¡No puedo!
¡¡¡Oh…!!! Qué hermoso sería
encontrarme a la musa sin ruidos…
No obstante. ¿Valdría la pena?
¿Cómo juega el ruido en la poesía?
La pregunta me devuelve y me dejo.-
Se pudre la carne y me lleva.
¡No hay tiempo! ¡No hay tiempo…!
El callo encallado en la carne se oculta silente
y lo trago mudo como un nudo putrefacto
llamando a la muerte.

VÍCTOR HUGO IBAÑEZ
1966, Orán, Salta, Argentina

nexus.victor@gmail.com



 

Página actualizada Agosto 2015
Página web: www.fuegos-delsur.com.ar
Correo: fuegosdelsur@gmail.com
©Fuegos del Sur, psicoanálisis en movimiento.
Buenos Aires. República Argentina.